4 ene 2021

Llega 2021 y el brotón

Llegó el 2021 que esperemos no sea tan apocalíptico como la película de Mad Max, ambientada en ese mismo año. Es el momento de la vacunación. A ver cómo vamos respondiendo a ella.  Los más optimistas afirman que hasta el otoño no conseguiremos la inmunidad de rebaño. Ahí ya podremos ir quitando las mascarillas.

Rebaño somos bastante. Lo demuestra la fiesta organizada por Bellavista para los jugadores del Sporting, a la que acudieron más de 100 personas. Mientras se pedía prudencia y se exigían limitaciones al resto de la población, permitieron esta fiesta multitudinaria que causó un foco de contagios importante y una posible crisis sanitaria. 

La actitud de la prensa regional fue mezquina. Intentando esconder y tapar el escándalo en todo momento. Tuvieron que ser los medios naciones los que pusieran luz sobre el asunto. Las redes afortunadamente también denuncian la situación

La prensa está al servicio de la mafia sportinguista y de Otea. Es la mano que les unta de dinero. Llevan años así en el plano deportivo, pero ahora se ven salpicados por un caso que atañe a la salud pública. 
El Gobierno regional, rememorando la época de Areces, lo mismo. Con una actitud callada, sin entrar a fondo en el asunto, parece que también forma parte de esa mafia.

Es el reflejo de la pequeña dictadura político-mediática-deportiva que impera en Asturies desde hace años.

Sanciones y responsabilidades es lo que hay que pedir. Se puso en riesgo nuestra salud.

No hay comentarios: